Blog

Entrenamiento en jóvenes deportistas I ( pliometría )

” Si los de abajo se mueven los de arriba se caen “ , la estructura muscular y su funcionalidad se asemeja a un famoso Castells Catalán , tenemos que crear buenos cimientos en nuestros jóvenes deportistas para poder mejorar su rendimiento de forma eficaz y segura .

La especialización deportiva implica desarrollo y entrenamiento de las capacidades técnico-tácticas y físicas, con el fin de lograr el mayor rendimiento posible ; y es ahí donde tenemos que tener en cuenta dos factores :

1 . Mejorar las capacidades que se desarrollan en edades tempranas  , mediante el conocimiento de estas y sus edades pico como con una evaluación continua en cuanto la cuantificación de la dosis-respuesta, así como, el correcto manejo de las variables del entrenamiento (variables fisiológicas y mecánicas) es fundamental para una adecuada prescripción del entrenamiento (Werborn y col. 2007, Naclerio, 2007, 2008).

2. Tener en cuenta posibles descompensaciones o lesiones típicas de cada deporte especifico ; como es en el caso de fútbol de base , lesiones en los isquiotibiales o rodillas ; igualmente lo haremos mediante evaluaciones continuas apoyándonos en diferentes test ..

Registrar y cuantificar desde donde parte nuestro joven deportista y mantener un seguimiento de su evolución para poder diseñar el programa de entrenamiento eficaz y buscando minimizar elentrenamiento en jóvenes futbolistas riesgo de lesión futura  será la piedra angular para poder mejorar su rendimiento presente y futuro .

¿Hablamos del entrenamiento pliométrico ?

Si pensamos con lógica, los juegos que los niños realizan con sus amigos están llenos de ejercicios de fuerza y saltos pliométricos .

Sin embargo existe el peligro de lesión , por exceso de tensión sobre unos huesos que están todavía en fase de desarrollo ( como la enfermedad de Osgood-schlatter  o la de Larsen-Johanson )  si la intensidad, volumen o frecuencia de entrenamiento pliométrico exceda del nivel que tenga el deportista.

Estas lesiones suelen aparecer en deportes que requieran carrera, saltos y una alta solicitación de cuádriceps. Como sabréis casi todos los deportes encajan en esta descripción: fútbol, baloncesto, balonmano, atletismo…

Debido a que en la gran mayoría de deportes están implicados movimientos que requieren de la generación de una gran cantidad de fuerza en un breve periodo de tiempo (saltos, lanzamientos, aceleraciones, cambios de dirección, etc. ) (Kawamori y Haff, 2004), será fundamental incluir la potencia mecánica como una variable necesaria para planificar y controlar los entrenamientos de fuerza (Naclerio y Jiménez, 2007).

 Esto se traduce en que cuanta mayor velocidad se le aplique a dicha resistencia ( carga ) mayor será la potencia desarrollada.

En niños y adolescentes, está bien establecido que las ganancias en la fuerza y la potencia inducidas por el entrenamiento son posibles mediante su participación en un programa de entrenamiento con sobrecarga (Faigenbaum et al., 1996; Falk and Tenenbaum, 1996). Ademas si se combina con un entrenamiento pliométrico también puede ser seguro y efectivo para los niños y adolescentes siempre que se sigan las guías recomendadas para el entrenamiento en estas edades (Chu et al. , 2006; Marginson et al., 2005). Sin embargo el entrenamiento pliométrico no debe ser el único componente del programa de ejercicios (Bompa, 2000; Chu et al., 2006).

Se sabe que es importante hacer trabajo de pliometría teniendo en cuenta la progresión en cuanto a la  cuantificación de la carga , pero hasta ahora la magnitud de la misma en jóvenes deportistas no había sido consensuada .

 En esta reciente revisión del Journal Of Strength and Conditioning Research del 2015  ” Plyometric Training Effects On Athletic Performance In Youth Soccer Athletes ” ,  ( Abigail A. Bedoya , Matthew R. Miltenberger and Rebecca M.Lopez ) los autores recomiendan unas bases generales para el entrenamiento pliométrico . Aquí os dejamos un ejemplo reflejado en esta investigación .

Si quieres saber más …ya sabes …  todo está en la ciencia / libros .

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: